¿Cómo hacer una auditoría SEO? 4 puntos para hacer auditorías SEO en nuestras páginas web

Hacer auditorías SEO dentro de nuestras páginas web es importante si queremos estar seguros de que los motores de búsqueda pueden indexar los contenidos de la página. Contra mas páginas tenga nuestro portal mas importante será hacer este tipo de analíticas para asegurar que también está ganando la adecuada relevancia en buscadores.

Incluso aún que nuestra página esté libre de errores de programación y errores de validación de códigos CSS y HTML XHTML es posible que sigan existiendo inconvenientes que hagan que el buscador no se fije tanto en nuestro código como en el de la posible competencia: enlaces externos rotos, enlaces internos rotos, errores de indexación de código, páginas inexistentes, fallos de servidor, mala configuración de servidores, duplicidad de código, etc, etc..

Todos estos errores pueden ser una influencia negativa para los resultados de posicionamiento de nuestras páginas web. Si realizamos análisis de auditoría SEO estamos ayudando a identificarlos y a estar seguros de que nuestras páginas no contienen fallos o inconvenientes que puedan causar problemas a los motores de búsqueda.

Estos serían cuatro puntos que podríamos revisar para ver este dato:

1º Realizar auditorías regulares con alguna herramienta web.
Existen infinidad de herramientas gratuitas y de pago que nos van a dar completos análisis de distintos factores dentro de nuestro website. Puede que la mas popular y también una de las mas completas sea la que proporciona Google para webmasters, Google Webmaster Tools, de la que ya hemos hablado en mas de una ocasión en este blog.
Desde ella vamos a poder ver un par de datos vitales para asegurar que el buscador nos está leyendo correctamente:

  • Si existen errores de rastreo, la frecuencia de rastreo y el número de páginas indexadas dentro del buscador
    Estos datos los tenemos en los botones del menú lateral izquierdo, Errores de rastreo, Estadísticas de rastreo y Estado de la indexación. Lo correcto sería que no hubiera errores, que la frecuencia de visitas fuese alta o media y que el número de páginas indexadas fuese lo mas parecido al número real de páginas del dominio.
  • Si el buscador puede leer todo el contenido textual y de información de las páginas indexadas
    Para ver esto tendríamos que ir al mismo menú lateral al botón Explorar como googlebot, marcar la página que deseamos comprobar y pulsar en Recuperar.. Después nos fijaríamos en que el buscador haya podido recuperar todo el texto que tiene la página analizada, si falta contenido habría que revisar el por qué, puede ser por estar dentro de un frame, de una animación flash, etc..

Otra herramienta que podemos usar es la que proporciona el buscador Bing Webmaster Tools muy similar a la de Google pero con los datos para su buscador.
Pero no todos los datos de interés los vamos a encontrar en webmaster tools. También podemos usar herramientas como el validador de código W3, la que nos va a indicar si existen errores de códigos HTML y CSS, o el Link Checker también de W3, que nos va a indicar si existen enlaces rotos dentro de nuestro código. Todas estas herramientas nos van a dar una idea de puntos que pueden estar mal dentro de nuestros códigos web.

2º Tener una visión general de todos los errores y fallos que se hayan podido encontrar y revisar estos uno por uno
Una vez que hemos analizado nuestra página web podemos esquematizar los posibles errores encontrados para proceder a su corrección. En este punto debemos ver que tipo de errores se han encontrado para dictaminar cuales son los mas importantes y en consecuencia, actuar sobre ellos en primer lugar.
No todos los errores tienen en mismo peso para el buscador, podríamos decir que el grado de importancia que pueden tener estaría dividido así:

  • Errores que puedan ser tratados como prácticas de Spam
    Estos serían los mas importantes y los que antes se deberían solucionar, se pueden considerar como spam por ejemplo, la duplicidad de código fuente, títulos repetidos, enlaces ocultos en la web, etc, etc.. 
  • Errores que puedan suponer un inconveniente para el visitante u usuario del portal
    Estos errores a demás de ser un inconveniente para el buscador, son negativos para la venta dentro de nuestro sitio web, se pueden considerar errores que molesten al visitante por ejemplo, los enlaces rotos dentro de nuestro sitio web, fuentes de letra demasiado pequeños o grandes, mala redacción de textos, errores de ortografía, etc, etc..
  • Errores que no se puedan detectar fácil mente
    Estos serían los errores que no se pueden percibir por parte del visitante y en ocasiones ni siquiera del buscador. Serían por ejemplo los errores html que pueda tener la página, estos errores aún que estén no influyen en el funcionamiento del portal ni en la idexación de los buscadores.

Una vez que tengamos los errores identificados y clasificados podemos pasar a su solución.

3º Reparar los errores tan pronto como sea posible
En este punto poco podemos decir dado que cada error tendrá una posible solución. Lo que si podemos añadir es que para la mayoría de ellos vamos a poder encontrar información para su solución en la propia herramienta que nos esté proporcionando el dato, si no, siempre podemos buscar en el blog de Google Webmaster Tools, en el de Bing o directamente en los buscadores las posibles soluciones.
Otra forma sería escribir un mensaje o comentario en este blog para que viésemos de qué se trata y si podemos dar ideas y soluciones.
Será importante que si detectamos fallos estos se corrijan tan pronto como sea posible, el buscador también detectará este echo y muy posiblemente nos recompensará por ello.

4º Estar seguro de que Google tiene la totalidad de páginas de nuestro dominio indexadas en su índice
Para terminar recalcaremos una vez mas este punto dado que de él va a depender que se pueda o no acceder a nuestro sitio web desde el buscador. Es muy recomendado comprobar y cerciorarse de que la totalidad de páginas que componen la web están indexadas en el índice de Google. De esa forma el buscador podrá a demás de dar como resultado la página de inicio del portal, dar también las páginas internas del mismo.
Esto se puede comprobar de una manera muy sencilla, primero nos fijaremos en la cantidad de páginas que componen nuestro portal, en caso de ser una página web estática html esta labor es sencilla al tratarse de archivos independientes, pero si es un portal por ejemplo programado en php la cosa cambia al ser este dinámico, en ese caso, tendríamos que hacer una estimación del número total de páginas dependiendo por ejemplo del número de productos que tenga la base de datos o el número de registros que almacene. De esa forma podemos después ir al buscador en cuestión para hacer esta búsqueda:  site:nombrededomino.com poniendo site: antes del nombre de dominio y realizando la búsqueda, nos saldrá como resultado la cantidad total de páginas que tiene indexadas, entonces será solo cuestión de comparar el número de páginas que tenemos en el portal con el número de páginas devueltas por Google. Si la cantidad es igual o similar no habrá problemas, si vemos que varia alguna de ellas considerable mente tendremos que ver le por qué y tratar de corregirlo.

siteInfoSEO

 

 

 

@ComercialSeo @MiguelAnPulido #infoSEOComercialSEO


A %d blogueros les gusta esto:

Mi Ping en TotalPing.com Paperblog Publisuites Calcular Page Rank Spam